viernes, 31 de marzo de 2017

Mi vida aterriza

Fotografia de Jose Luis Romero

Ricardo Garanda (Puerto de Vega, Enero 2017)

Mi vida  aterriza
en una playa solitaria,
ya no puedo volar
porque se me murieron las alas.

Que sólo está el hombre solo
por la calle, solo,
en los caminos solo,
en el puerto, en la playa,
solo en la taberna
rodeado de gentes.
Que solo está el hombre solo
y sin alas.

Y esa Mar blanca
de no haber roto un plato,
después de abofetear
la pizarra del inmóvil
viejo, muy viejo acantilado.
Y de los nuevos, muy nuevos
cubos de hormigón
puestos por las máquinas del hombre
para pararte,
parar tu furia blanca.

Y cuándo tu callas mar
el puerto de Puerto
está en silencio,
las calles de Puerto, calladas.
Es enero y hace frio en Puerto,
sin ruidos, sin palabras,
más allá la Mar blanca
explica su furia
como si no hubiese roto un plato..

Cuanto esfuerzo de la mar
por ocultar mi silencio,
mi solitario silencio,
mi mirada perdida en el silencio.
Me atraes de Armón
para devolverme a Armón.
Callado, cabizbajo
en la soledad de un vacío wassapp
a mitad del camino.
Cuánto esfuerzo inútil conmigo,
la vida es  fácil
lo difícil es soñar.


No hay comentarios:

Publicar un comentario